Curry Tai de Pollo y Verduras con Noodles Salteados

Ingredientes:

Para el Curry Tai de Pollo y Verduras:

– 1 Pechuga de Pollo de Corral entera limpia y cortada en tacos

– 1 Pimiento Rojo

– 1 Pimiento Verde

-1 Pimiento Amarillo

– 1 cebolla dulce

– 2 zanahorias en rodajas

– 8 Ajetes en rodajas pequeñas

-100 g de tirabeques limpios y en juliana

– 3 rodajas de jengibre

– Cilantro

– Pasta de Curry Rojo

– 250 cl de Leche de Coco

-200 cl de Caldo de Pollo (Casero)

– Aceite de Oliva Virgen Extra LA SAHITA Variedad Morisca

– Sal

-Azúcar

Para los Noodles Salteados:

– 200 g de Noodles de Soba

– 1 chile amarillo

– Cilantro picado

– Aceite de Oliva Virgen Extra LA SAHITA Variedad Morisca.

– Salsa de Soja.

Preparación:

Lo primero que haremos es poner en la cazuela la cebolla, los pimientos, las zanahorias y los ajetes con un chorrito de Aceite de Oliva Vírgen Extra La Sahita. Lo ponemos a fuego medio y dejamos que vaya pochando.

Añadimos la pasta de curry rojo, el jengibre y el cilantro y rehogamos todo durante unos minutos.

Le añadimos un par de cucharadas de azúcar moreno y lo removemos todo de nuevo.

Después de rehogar le añadimos el caldo de pollo casero y dejamos que reduzca y evapore a fuego medio-alto.

Por otro lado vamos a ir marcar el pollo en una sartén con un chorrín de Aceite de Oliva Vírgen Extra.

Una vez que ha evaporado el caldo por lo menos la mitad le añadimos la leche de coco y en cuanto empiece a hervir los trozos de pollo. Dejamos cocer a fuego medio durante 10 minutos.

Transcurridos los 10 minutos le añadiremos en la parte superior los tirabeques en juliana que teníamos reservados. No removemos y lo tapamos y dejamos apartado del fuego. Se cocinarán con el propio calor del guiso mientras preparamos los Noodles Salteados.

Ponemos en un cazo agua a hervir y echamos los fideos. Contamos 4 minutos y los sacamos, aclaramos en agua fría (para cortar la cocción) y los dejamos escurrir.

Ponemos la sartén en el fuego con unas gotitas de Aceite de Oliva Virgen Extra La Sahita. Salteamos el chile y el cilantro con la pasta. Le añadimos un chorrito de Salsa de Soja y listo. Reservamos en un cuenco.

Para presentarlo colocamos en un plato hondo unos poquitos noodles y un poquito de curry rojo de pollo y verduras.

TATAKI DE SALMÓN A MI MANERA

Ingredientes:

– 1 lomo de salmón (400 g – 500 g).

Salsa de soja.

Wasabi en pasta.

Preparación:

Lo primero que haremos será retirar con mucho cuidado y ayuda de un cuchillo la piel. Para ello metemos el cuchillo entre la piel y la carne y deslizamos suavemente hasta que terminamos de quitar toda la piel.

Lo siguiente que haremos será quitar con ayuda de unas pinzas, las espinas que pudieran quedar en el lomo. Suelen ser bastante visibles al tacto y vista y se sacan con mucha facilidad si utilizamos unas pinzas.

Lo siguiente que haremos será dividir el lomo de salmón en dos partes. Recortaremos la zona más fina de el lateral intentando dejar el trozo de lomo del salmón como si de un tetraedro se tratase.

Lo marcaremos únicamente por el exterior (ojo, dar la vuelta rapidito y con ayuda de una espátula cuidadosamente), a la plancha o en una sartén a fuego medio, dejando el centro crudo.

Para presentarlo lo partimos en rodajas con ayuda de un cuchillo que corte muy bien para que no se desarme. Lo colocamos a lo largo y lo acompañamos de un poco de salsa de soja y pasta de wasabi. A soñar sabores!

Por cierto, lo que nos ha sobrado no se tira. Con ello podemos hacer un rico tartar como el tartar de atún rojo, o utilizarlo para saltear algo de pasta o de noodles con verduritas. No se tira nada!

Espero que os guste!

TARTAR DE ATÚN ROJO

Ingredientes:

– 400 g de atún rojo.

– 1/8 cebolla morada.

– 6 alcaparras.

– 1 pepinillo (tamaño medio).

– 2 piparras.

– 1/2 o 1 cucharilla de Mostaza Dijon “A la Antigua”(poco, es potente).

– 1/2 cucharita de salsa Worcestershire.

– 1/2 cucharita de salsa de soja.

– 1 pizca de wasabi mínima.

Sésamo tostado.

Preparación:

Lo primero que haremos, como vemos en la foto superior, es cortar el atún en dados de aproximadamente 0,5 cm. De igual forma, trocearemos bien picaditos todos los ingredientes. Necesitaremos dos boles. En el de abajo pondremos unos cubitos de hielo. Sobre estos colocaremos el otro bol para así mantener nuestro tartar fresco durante la preparación.

Colocamos los dados de atún en el bol superior.

Le añadimos la cebolla morada.

Le añadimos el pepinillo.

Le añadimos la alcaparra.

Le añadimos la mostaza.

Añadimos la salsa worcestershire, la salsa de soja y la pizca de wasabi y mezclamos de forma envolvente, para no destrozar los dados de atún.

Para emplatar utilizaremos un molde de acero y dentro colocaremos el atún prensándolo delicadísimamente un poco.

Le colocamos una piparra encima y espolvoreamos un poco de sésamo tostado.

Para presentarlo le retiramos cuidadosamente el molde y listo para tomar de inmediato.

Nota: las cantidades de ingredientes se pueden variar según gustos aunque se trata de no matar mucho el sabor del atún (se pueden suprimir las alcaparras o poner menos).

Calamares laqueados rellenos de arroz con cebolleta, pimiento amarillo, champiñon, pasas y almendras picadas.

Ingredientes:

– 1/2 kg de calamares pequeños.

– 100 g. de arroz basmati.

– 1 cebolleta pequeña.

– 1/2 pimiento amarillo.

– 6 champiñones frescos.

– 50 g. de uvas pasas sin pipas.

– 50 g. de almendra picada.

Salsa de soja.

Vinagre de arroz.

Sake.

Vino blanco.

Azúcar moreno.

Sal.

Preparación:

Lo primero que haremos será limpiar los calamares con agua bien fría, los reservamos en la nevera.

Herviremos el arroz basmati, lo escurrimos y reservaremos.

Ponemos a pochar la cebolleta, el pimiento amarillo y los cahmpiñones bien picaditos con una pizca de sal. Cuando esté casi pochado añadimos el chorrín de vino blanco y dejamos que evapore.

Le añadimos el arroz, y las pasas y lo salteamos todo junto.

Para rematar el arroz le añadiremos la almendra picada y un chorrin de salsa de soja. Lo separaremos del fuego mientras lo mezclamos bien.

Ahora con ayuda de una cucharita de moca rellenamos los calamares con el maravilloso arroz que hemos preparado.

Prepararemos un bol con 30 ml. de salsa de soja, 30 ml. de vinagre de arroz, 30 ml. de sake y 3 cucharaditas de azúcar moreno.

Ponemos la sartén al fuego vivo con una gota de aceite de oliva. Pondremos los calamares en la sartén bien caliente (y bajamos a fuego medio) y les iremos pintando con un pincel con la mezcla que hemos preparado mientras les vamos dando vueltas durante 5-8 min.

Cuando tomen el color dorado deseado y la salsa caramelice los retiraremos del fuego. Siempre a fuego medio para no quemarlo.

Para presentarlos podemos hacerlo en una pizarra y acompañarlos de una ensalada de brotes tiernos aliñada con unas gotas de aceite de oliva y lima.

Espero que disfrutéis de este plato tan completo y nutritivo.

Pollo Yakitori, gracias por la receta Fernando Limón.

Ingredientes:

– 1/2 pechuga de pollo troceada.

– 1 cebolleta tierna o puerro.

Para la salsa:

– 50 ml de sake.

– 50 ml de mirin.

– 50 ml de salsa de soja.

– 50 g de azúcar.

Sésamo blanco y negro para decorar.

Preparación:

Antes de empezar me gustaría agradecer a Fernando Limón, chef de La Sopa Boba que me haya dado esta receta, pues además de haber sido todo un éxito, me parece muy divertido el proceso para prepararlo. Aunque su receta es con pavo, no creo que haya mucha diferencia al cocinarlo.

Lo primero que haremos será trocear la pechuga (si no lo habíamos hecho ya), cortamos y partimos en trozos medios la cebolleta.

Vamos a dejar los palos en agua (para que cuando se pongan después en la sartén no se quemen).

Por otro lado vamos a preparar la salsa en un cazo. Ponemos en el cazo, el mirin, el sake, la salsa de soja y el azúcar. Lo dejamos reducir poco a poco primero a fuego medio y después más bajo.

Cuando esté lo reservamos en un bote junto con un pincel de cocina.

Ensartamos el pollo con la cebolleta de forma alternante en los pinchos.

Ponemos la plancha a calentar y colocamos nuestras brochetas. Las pintamos con la salsa y le vamos dando vueltas hasta que quede dorado y caramelizado a fuego medio-fuerte-medio.

Cuando esté caramelizado, lo apartamos y apagamos el fuego.

Para presentarlo colocamos nuestras brochetas en un plato y espolvoreamos un poco de sésamo blanco y sésamos negro por encima.

Listo.

Muchísimas gracias Fernando Limón.

Maki de cecina, pera y queso Philadelpehia y maki de jamón ibérico.

Ingredientes:

– 500 g de arroz para sushi.

Cecina (4 lonchas).

Jamón Ibérico.

– 1 pera.

Queso Philadelphia Light.

Alga Nori.

– 90 ml de sushi seasoning (vinagre de arroz preparado para sushi).

Salsa de soja.

Wasabi en pasta.

Esta receta es muy especial. Es una de las recetas que ayudé a preparar para la cena de Teinvitoacenar.org junto con mis compañeros voluntarios, Paco Amor y Chema de Isidro como maestro. Un plato súper original, aunque el queso que utilizaron en esta ocasión era queso de cabra. Estaba buenísimo, es una mezcla de España y Japón muy agradable en la boca, donde la pera aporta frescor y al mojarlo en la soja le da ese toque especial tan oriental, además de el aporte de sabor de mar que le da el alga Nori.

Preparación:

Lo primero que vamos a hacer es lavar el arroz con agua fría, masajeándolo suavemente para que suelte el almidón. Lavamos y cambiamos el agua para lavarlo de nuevo. Después de repetir el proceso unas 8 ó 9 veces el agua saldrá casi transparente ya. Lo dejamos escurrir unos 15 minutos.

Mientras, vamos a preparar la cecina, la pera y el jamón.

Cortamos la cecina en tiras de lo largo como tallarines. Reservamos.

Cogemos dos lonchas de cecina, las pintamos con aceite de oliva y las metemos al horno a una temperatura de 180°C durante 15 min. Se sacan y se dejan enfriar hasta que endurezcan. Después las machacaremos con el mortero hasta hacerlas polvo y lo reservamos.

Pelamos la pera y la descorazonamos.

La cortaremos como si fueran patatas fritas finas.

Cuando haya pasado el tiempo de escurrir el arroz, lo ponemos en la cazuela donde lo vamos a cocer y le añadimos la misma cantidad de agua (500 ml) y un poco más. Cerramos la cazuela y lo ponemos a fuego vivo. Cuando hierva lo bajamos al mínimo (num. 3 en vitrocerámicas). Lo mantenemos así unos diez minutos más sin levantar la tapa y después lo retiramos y lo dejamos tapado (5 min más).

Lo volcamos de la cazuela al Hangiri (si no tenemos en un recipiente de plástico o madera). Bañamos el arroz con los 90 ml de vinagre de arroz (preparado para sushi) y lo abanicamos (muy importante, con un abanico) mientras lo vamos mezclando con rapidez pero delicadamente para no destrozar el arroz.

Una vez frío llega el momento de preparar los makis. Para montarlo colocamos sobre la esterilla una hoja de alga Nori.

Colocamos una cama de arroz sobre toda la superficie suavemente (para que no se nos quede pegado en arroz nos las mojamos ligeramente con agua) sin apretar o chafar el arroz.

Le colocamos la pera a lo largo.

Le colocamos la cecina de igual forma.

Le ponemos unos pegotes de queso Philadelphia (luego cuando lo cerremos se repartirá el queso).

Ahora tenemos que enrollarlo. Para ello iremos de atrás hacia delante.

Lo prensamos bien.

Damos media vuelta y listo.

Para cortarlo primero tenemos que tener en cuenta que tenemos que mantener el cuchillo limpio cada vez que realicemos un corte. Así nuestro corte será lo más limpio posible. Del mismo modo tenemos que tener un cuchillo que corte bien.

Cortamos los bordes y lo dejamos lo más igualado posible.

Después cortamos a la mitad.

Cada mitad a la mitad de nuevo.

Y para finalizar ese medio en dos medallones.

Para presentar se pone el lado de corte hacía arriba (por eso interesa que sea lo más limpio posible el trabajo con el cuchillo).

El de jamón ibérico se realizaría de la misma forma pero en su interior llevaría sólo el jamón ibérico.

Se pueden hacer de miles de ingredientes.

Para la presentación yo he escogido una pizarra. Lo acompañamos de salsa de soja, el punto crunch y potenciador de sabor del polvo de cecina y un poquito de wasabi (esto es súper picante, así que no conviene tomarlo como si fuera para untar).

Espero que os guste.

Muchas gracias por poder compartir un día tan especial como el de la cena de Teinvitoacenar.org y por enseñarnos este plato tan especial y tan rico.