Pulguita de Piparras y Antxoa

Ingredientes:

-Piparras de Ibarra (Zubelzu Ibarrako Piparrak)


Antxoas (El Consorcio, Santoña).

-Mollete de pan (Eroski)

Preparación:

Esta receta es un pintxo clásico del País Vasco sencillo y muy rico. 

Para prepararlo basta con tener unas buenas piparras (de Ibarra preferiblemente), unas finas antxoas del Cantábrico y un buen pan.

Para elaborar el pincho ponemos cuatro antxoas y cuatro piparras intercaladas sobre la base del pan, le ponemos un buen chorrito de aceite de oliva virgen extra y lo tapamos.

Listo para comer! 

“Vaixells” a mi manera con productos SAHITA

Ingredientes:

– Pollo deshilachado oriental a mi manera.

– Panecillos individuales de leña.

– Mango.

– Frambuesas.

– Salsa de soja.

– Unas gotas de zumo de lima.

OLICRÈME SAHITA.

ACEITE DE OLIVA VIRGEN EXTRA SAHITA.

Preparación:

El pollo se tiene preparado del día anterior, pues la pechuga se cuece con verduras por un lado y una vez cocida se deshilacha y se saltea (con un poquito de Aceite de Oliva Virgen Extra SAHITA) con las verduritas que la hemos cocido, jengibre, pimientos tricolor picantes, cebolleta fresca, champiñón picado, soja y un poco de caldo de cocer la pechuga (yo suelo guardarlo en tarros e incluso congelarlo para tener siempre a mano). Todo en su justa medida para que quede equilibrado.

Por otro lado preparamos el aliño. Cortamos en mitades las frambuesas y cortamos en brunoise un trocito de mango (que tire al punto, no demasiado maduro pues nos interesa la acidez,como con la frambuesa). Añadimos un pellizco de pimienta japonesa y Aceite de Oliva Virgen Extra SAHITA. Lo damos unas vueltas y listo, reservamos.

Para terminar cortamos la parte superior de los panecillos y vaciamos el interior quitando la miga. Los tostamos.

Para emplatar rellenamos el interior del panecillo con el pollo salteado, le ponemos un poco del aliño en la parte superior. La vela de nuestro “vaixell” la untamos con OLICRÈME SAHITA y le ponemos tres gotitas contadas de zumo de lima.

Un bocado lleno de contrastes, de sabores, de matices, de texturas… un experiencia única con SAHITA.

Muchísimas gracias SAHITA por estos productos, un placer.

Espero que os guste esta receta y que os animéis a prepararla en vuestras casas. Os animo a que probéis estos maravillosos productos.

Croquetas de jamón

Ingredientes:

– 140 -160 g de jamón curado (sóloo la carne) o ibérico.

– 1 hueso de jamón.

– 70 gms. de mantequilla (margarina).

-70 gms de aceite de oliva virgen extra.

– 120 gms cebolla en brunoise.

– 800 ml de leche (leche de vaca sin lactosa, leche entera, leche desnatada…).

– 200 ml nata cocinar.

Nuez moscada.

Pimienta blanca o negra.

Sal.

Para el rebozado:

Harina.

– 2 huevos.

Pan rallado.

Preparación:

Ponemos una cazuelita con la mantequilla y el aceite de oliva que funda a fuego suave.

Cortaremos la cebolla muy pequeña, en brunoise. Ponemos la cebolla a pochar, no queremos que se dore sino que quede super transparente.

En otra cazuela pondremos la leche y la nata con el hueso de jamón para que coja todo el sabor del jamón, pero lo calentaremos a fuego medio para que tampoco hierva.

Cuano esté tranparente la cebolla, le añadiremos el jamón y mezclamos todo.

Le añadiremos la harina y lo cocinamos todo junto a fuego medio para que tome un color tostado la harina.

Le añadiremos (previamente colada) la leche y la nata que estaban infusionando con el hueso de jamón poco a poco, y vamos mezclado y deshaciendo los grumos hasta que quede una mezcla uniforme.

Ahora amigos, es brazo, brazo y más brazo con la varilla. a fuego medio bajo (para que no se agarre) le daremos continuamente vueltas hasta que la masa evapore y casi se despegue de las paredes al pasar la varilla. Le pondremos la sal, la nuez moscada y la pimienta en este paso.

Ponemos la masa en una bandeja de cristal y film pegado a la masa totalmente (para que no salgan burbujas y se tomen del calor y para que no salga costra en la masa). También se puede guardar en mangas pasteleras (es más facil a la hora de hacer la forma de la croqueta que con dos cucharas).

Dejamos enfriar y la guardamos en la nevera unas 24 horas.

Tras sacar la masa preparamos tres platos: uno con harina, otro con huevo batido y el tercero con pan rayado (o panko, que es pan rayado japonés).

Pasamos la croqueta por harina, por huevo y por último por el pan rayado. Las vamos colocando en una fuente.

Para freír preparamos una sartén con abundante aceite y ponemos a calentar al máximo. Al meterlas lo bajaremos un par de puntos. Las sacamos cuando estén doradas y las quitamos el aceite sobrante con papel de cocina.

Para presentarlas podemos ponerlas en una fuente.

 

Al abrirlas a la mitad vemos que la masa está melosa y queda muy delicada. La verdad que están buenísimas.

Os animo a hacer esta receta tan entretenida y deliciosa.

TRUCO: Parte de ellas las podemos congelar para otra ocasión en tuppers. Es un plato socorrido para cualquier momento.

TOSTA DE CREMA DE BOLETUS Y AGRIDULCE DE TROMPETA AMARILLA

Si hay algo que me encanta es probar productos artesanos. Así he elaborado esta tosta. Ahora que es temporada de setas, qué mejor que preparar algo rico y rápido para tus invitados o para disfrutar con los tuyos.

Tanto la Crema de Boletus (Boletus edulisLentinus edodesPholiota namekoPleurotus ostreatus) como el Agridulce de Trompeta Amarilla (Cantharellus Lutescens) vienen ya preparados. Son de Micopal, primera empresa micológica de Palencia dedicada a la elaboración de productos artesanos derivados de hongos y setas silvestres de la mejor calidad recogidos del monte.

Tuve la suerte de poder comprar algunos productos en la Feria Medieval que se organiza en Villalba de los Alcores (Valladolid) durante el verano.

Para prepararlo es tan sencillo como cortar unas rebanadas de pan y ponerlas a tostar. Primero se extiende la Crema de Boletus y después se le añade por encima un poco de Agridulce de Trompeta Amarilla.

Tiene un sabor espectacular. La potencia de la Crema de Boletus acompaña perfectamente con el dulzor y los aromas a vinagre de Modena además del toque de los piñones castellanos y los orejones del Agridulce de Trompeta Amarilla.

Una combinación 10.

“CHERRY SE BAÑA EN CHAMPIÑÓN DE PESTO”

Ingredientes:

Champiñones de tamaño medio.

Tomates cherry.

– Salsa de Pesto.

Preparación:

Lo primero que haremos será limpiar bien los champiñones, quitándoles el tallo, y rellenarlos de salsa pesto hasta la mitad.

Ahora cortamos los tomates cherry en mitades.

Colocaremos en el interior del champiñón el tomate (con cuidado de que no se sumerja y rebose la salsa de pesto, que quede flotando).

Los metemos al horno (previamente precalentado) a 180º durante 10 -15 min (o hasta que veamos que se doran).

Los sacamos y servimos.

Lo ideal es sean del tamaño justo para que pueda comerse de una vez. El resultado es una explosión de sabor en la boca alucinante, producida por todos esos ingredientes maravillosos y siempre con ese toque de amor. El jugo del champiñón concentrado, la acidez que le aporta el tomate cherry además del sabor intenso del tomate cuando se cocina. Así sí.

El pesto original se hace con piñones, pero la almendra también le da un toque especial y queda de maravilla. Espero que os guste.

TORTILLA DE PATATAS, UN CLÁSICO DE NUESTRA GASTRONOMÍA

Ingredientes:

– 2 patatas grandes.

– 1 cebolleta tierna.

– 4 huevos (tamaño normal).

Aceite de oliva virgen extra.

Sal.

Preparación:

Preparamos los ingredientes.

Pelada la patata, la cortamos en trocitos pequeños, como laminada.

Cortamos la cebolleta en juliana fina.

Ponemos la patata y la cebolleta a pochar en una sartén con abundante aceite de oliva virgen extra y a fuego vivo.

No se trata de que se frían y queden crujientes, sino de que queden las patatas hechas pero que al machacarlas con la espátula, se aplasten fácilmente.

Cuando estén en su punto las retiramos del fuego y escurrimos todo el aceite de la patata lo mejor posible, para evitar que nuestra tortilla tenga un exceso de grasa.

La reservamos un momento en la sartén apartada del fuego mientras preparamos los huevos.

En un bol grande (para después poder incorporarle la patata) ponemos los huevos y un poco de sal.

Batimos los huevos con ayuda de un tenedor o de una varilla.

Le incorporamos al bol la patata que previamente hemos escurrido bien de aceite y lo mezclamos envolviendo, que quede bien mezclado con el huevo batido.

Lo echamos en la sartén con unas gotitas de aceite de oliva virgen extra para que no se nos pegue.

Dejamos que cuaje para poder darle la vuelta y que se dore un poco.

Cuando veamos que al mover la sartén la tortilla se mueve cuajada ya y sube ese olor a tostadito un poco es el momento de darle la vuelta.

Y con ayuda de la espátula la volvemos a poner en la sartén.

Dejamos que la tortilla cuaje por abajo. Aquí depende de los gustos, pero más que como una suela de un zapato, a mí me gusta la tortilla de patatas jugosa, así que la dejo muy poquito cuajar porque con el propio calor que queda se hace bastante después.

La sacamos a un plato y servimos (a mi me gusta ponerle un plato cubriendo sin tapar del todo para que respire unos 5 minutos y luego ya se puede tomar. También se puede tomar recién hecha.

Para servir podemos acompañarla de una ensalada de brotes de lechugas con un tomatito Raf y unas lascas de parmesano (aliñada con aceite de oliva virgen extra y vinagre de Modena, al gusto).

Está buenísima, es un plato completo y además es uno de nuestros platos estrella en la gastronomía española. Como aperitivo, como cena “de partido de futbol”, como cena de pincheo con los amigos, para llevar en bocadillo al campo, para llevar de picnic, como desayuno a media mañana… en cualquier momento.

¡Espectacular!

TRES MANERAS DE PREPARAR EL PULPO

Hola amigos,

Vamos a preparar pulpo de tres formas diferentes.

PULPO Á FEIRA CON CACHELOS

Ingredientes:

Pulpo cocido (2 patas)

Pimentón de la Vera

– 1 patata (tamaño mediano)

Aceite de oliva virgen extra

Sal Maldon

Preparación:

Primero partimos el pulpo en medallones.

Recordamos que el pulpo lo podemos comprar cocido ya (hay supermercados, pescaderías… donde el pulpo cocido es de muy buena calidad) o fresco y cocerlo nosotros mismos.

Una vez hemos partido el pulpo, hacemos lo mismo con la patata. La partimos en medallones.

Para montar el plato, colocamos los medallones de patata de cama, encima el pulpo. Espolvoreamos pimentón de La Vera sobre el pulpo (con cuidado de que no caiga demasiado, sino nos quedará un sabor demasiado fuerte), salamos con unos cristalitos de sal Maldon y rematamos la faena con un chorrito de aceite de oliva virgen extra.

VARIANTE DE PULPO VINAGRETA

Ingredientes:

Pulpo cocido (1 pata)

Pimiento verde (un trozo)

Pimiento Rojo (un trozo)

Pimiento amarillo (un trozo)

Cebolleta tierna (1/2)

Tomate cherry (4 unidades)

Germinados de Cebolla.

– 4 hojas de Cilantro

Aceite de oliva virgen extra

Vinagre de Modena

Sal Maldon

Preparación:

Troceamos el pimiento verde, el rojo y el amarillo en trozos pequeños. Hacemos lo mismo con la cebolla.

Los tomates los partimos en ocho partes cada uno.

Lo colocamos en un vaso bajo que tengamos a mano, un recipiente, un cuenco, donde queramos.

Primero añadimos un chorro generoso de vinagre de Modena, después le añadimos aceite de oliva virgen extra hasta cubrir prácticamente la picada.

Lo removemos y reservamos en la nevera.

Cortamos el pulpo en medallones, un poco más finos de lo normal (salvo la parte estrecha de la pata que irá en taquitos).

Para montar vamos a utilizar una copa de cocktail, la clásica de la peli de James Bond. En el fondo colocamos un nido de germinados de cebolla. Sobre este, colocamos unos medallones de pulpo (dos, tres, que quede fino). Añadimos un par de cucharaditas de la vinagreta que hemos reservado antes en la nevera y colocamos algún taquito más de pulpo sobre ésta. Para decorar picamos las hojas de cilantro y espolvoreamos un poco.

PULPO CITRICO

Ingredientes:

Pulpo (1 pata).

– 1 pomelo rojo (medio en zumo y medio en gajos).

– Unas ramitas de cebollino.

Germinados de cebolla.

Aceite de oliva virgen extra.

Sal Maldon.

Preparación:

Primero cortamos el pulpo en medallones (los más finos posible, casi como si fuera un carpaccio).

Lo reservamos.

Por otro lado cortamos el pomelo a la mitad. Una mitad la utilizaremos a hacer zumo. Y la otra la pelaremos y separaremos en gajos.

Para montar el plato disponemos de una copa de cocktail. Colocamos en el fondo un nido de germinados de cebolla. Colocaremos sobre éstos las alminas de pulpo y unos daditos de pomelo.

A continuación aliñamos con una cucharadita de zumo de pomelo y unas gotas de aceite de oliva virgen extra. Salamos sutilmente con sal Maldon.

Para finalizar lo decoraremos con unas ramitas de cebollino de fondo, espolvorearemos otro poco de cebollino picado y colocaremos uno de los gajos en el borde de la copa entre las ramitas de cebollino.