ConKdeKilo La cocina y la escritura siempre a fuego lento

IZTAC, un viaje a México y a sus raíces

Viajar a México es uno de los sueños que siempre he tenido… recorrer de norte a sur cada uno de sus estados y conocer hasta el último de sus secretos gastronómicos y culturales… Su historia, sus restos arqueológicos tan bien conservados, su naturaleza… Bañarme en sus playas de arena fina y aguas cristalinas y tomar un cóctel margarita mientras veo una de las puestas de sol más bonitas que haya imaginado jamás…

Iztac abrió sus puertas en 2018 en el mismo local que estaba el primer restaurante mexicano que abrió en España (México Lindo). Es un restaurante que busca la autenticidad de la gastronomía mexicana sin caer en los tópicos que encontramos habitualmente cuando vamos a un restaurante mexicano. No se ven sombreros de mariachis, ni papel picado, ni guitarritas…

El espacio del restaurante tiene un diseño elegante obra de la arquitecta Lourdes Treviño y está decorado con artesanía mexicana, un rincón con libros de diferentes materias (arte, gastronomía, costumbres…) y unos inmensos cuadros del artista Gabriel Moreno que representan el alma del restaurante, el alma y la leyenda de Iztac.

El restaurante cuenta con una terraza amplia y completamente acristalada en la que se puede disfrutar de una comida tanto en invierno como verano ya que dispone de sistema de calor radial en el suelo y se pueden abrir las cristaleras para el verano.

La carta es un recorrido a través de los sabores, colores y aromas tradicionales de la cocina mexicana más ancestral. Su chef Juan Antonio Matías aporta todo el saber adquirido en sus más de 17 años trabajando en los mejores restaurantes de la capital mexicana. Es un lujo poder probar los platos que crea junto a su fantástico equipo de cocina. Destacar los postres de Sohaly Ventura que, aunque no son muchos, sí son totalmente representativos, frescos y deliciosos. Hay que hablar también de su carta de bebidas con una amplia variedad tequilas, mezcales, micheladas, cócteles, aguas de sabores, cervezas y una selección de vinos mexicanos.

CÓCTEL MARGARITA

En la presentación de los platos para la nueva carta degustamos los siguientes:

GUACAMOLE CON PICO DE GALLO DE MANGO. Guacamole machacado en mortero de piedra volcánica acompañado de un pico de gallo de mango. Es un guacamole típico de la zona de Pacífico.

PANUCHO DE COCHINITA PIBIL CON SIKIL PAK. Un plato emblemático de la cocina callejera yucateca. La cochinita se macera en zumo de naranja, achiote y especias y se cocina durante 10 horas. Se sirve con cebolla encurtida y salsa xnipec (pico de gallo con habanero). Se acompaña de Sikil pak, crema de pipas de calabaza.

ENSALADA CÉSAR NACIDA EN MÉXICO. Corazones de lechuga a la brasa con aderezo césar (anchoa, parmesano, mostaza…), lascas de parmesano y croutones de pan.

CULICHIS A LA BRASA EN SALSA VERDE. Camarones a la brasa en salsa verde de chile poblano.

CHILE ANCHO RELLENO DE CHICHARRÓN PRENSADO Y SALSA DE FRIJOLES. El chile ancho va relleno de chicharrón prensado. El chicharrón prensado es pork belly, un tipo de torrezno que se marina con un montón de chiles y tomates, se cuece con ellos, se trocea todo y luego se pone sobre la plancha con peso y se prensa. Al final, es como si se estuviera haciendo el chicharrón que se hace con la cabeza de cerdo, como un fiambre, pero con pork belly y va todo prensado para volverlo a compactar. Luego esto se pica, se añade una salsa, se rellena el chile ancho que va capeado (rebozado) y se acompaña con una salsa de frijoles.

ENCHILADAS TABASQUEÑAS CON MOLE POBLANO. Enchiladas con un relleno especial tabasqueño, parecido al que se utiliza para rellenar la bola de yucateco. Se trata de una picada de ternera, alcaparras, aceitunas, pasas, almendras, tomate… etcétera. Se bañan con el mole poblano, hecho con más de 32 ingredientes y cocido durante 3 días.

VOLCÁN DE CAJETA. Dulce de leche de cabra, tierra de galleta y sorbete de plátano canario.

MILHOJAS DE MAZAPÁN. Con crema de chocolate y sorbete de mandarina.

Visitando Iztac días después probamos otros platos de su carta que merece la pena señalar:

AGUACHILE VERDE DE LUBINA. Lubina macerada en zumo de lima, cilantro, chile jalapeño fresco, cebolla morada, pepino y aguacate.

TACO ÁRABE. Un taco con historia y precursor del taco al pastor, de influencia árabe. Lagarto ibérico marinado con hierbas aromáticas, tortilla de trigo, salsa chipotle y cebollas asadas.

MOLE POBLANO. Cuarto trasero de pollo confitado a baja temperatura. Una receta muy artesanal con más de 32 ingredientes y una cocción de más de 48 horas. Se acompaña de arroz blanco y tortillas.

TARTALETA DE CAJETA. Tartaleta de cajeta con plátanos flambeados con brandy y helado de vainilla.

Todos los platos estaban muy ricos, llenos de sabor y nada pesados (unos ingredientes de calidad superior tratados de la mejor forma). La presentación impecable y la atención recibida inmejorable. Me sentí como en casa, un trato cercano y muy correcto.

Por eso por un momento cerré los ojos, me dejé llevar por la emoción… me imaginé que iba en un avión y que al abrir los ojos había aterrizado en México y estaba allí, en uno de esos restaurantes a los que, a Jorge Vázquez (dueño de Iztac), en sus propias palabras, <<le gustaría ir si estuviera de visita en su país de origen>>.

Para más información:

RESTAURANTE IZTAC

www.iztac.es

Plaza de la República de Ecuador, 4, Madrid

Teléfono: 910 090 235

Ticket medio 40€/persona

Servicio Delivery / Take Away

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.